Canal RSS

La cabeza en la moneda

Publicado en

Ricardo II era poco más que un crío, cuenta Chesterton, cuando se enfrentó a las revueltas del campesinado inglés en el siglo XIV. Al llegar a Londres, los rebeldes fueron recibidos por el rey y el lord mayor, que apuñaló a su cabecilla,Wat Tyler. “¡Han asesinado a nuestro capitán!”, gritó alguien. “Yo soy vuestro capitán”, respondió Ricardo II, con una voz casi infantil. Como si fuera un enviado divino, el monarca fue prometiendo a sus gentes concederles todo lo que pedían.Y no tardó en romper su promesa: el Parlamento –el mismo Parlamento que lo depondría – ignoró ostentosamente la petición real de otorgar un trato humanitario a los rebeldes. Fue una de las más claras constataciones de que la realeza pasaba a ser poco más que un símbolo acomodado. La historia ha sido siempre la misma, aunque cambien las palabras, aunque viajemos del “Yo soy vuestro capitán” al “No nos falles”. Y nos dice que siempre hay una cabeza en la moneda. Pero no es la moneda.

»

  1. Iluso de mi que creia que con el euro se acabaria

    Responder
  2. Y con el euro se ha acabado, Maese Xavi.

    Mi capacidad financiera, al menos.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: